ALUMINIOS GARCILASO
93 340 32 23

BARANDILLAS DE ALUMINIO

Sistema versátil y de fácil montaje.

 

Combinación de los mismos perfiles y accesorios para barandilla de aluminio y cristal.

 

Gran variedad de barrotes y pasamanos

 

Ofrecemos todos los colores y tratamientos disponibles para el aluminio para nuestras barandillas..

Barandilla Clásica

Barandilla Tondo

Las barandillas de aluminio permiten numerosas posibilidades de montaje y se adaptan a cualquier estructura o inclinación. Cumplen con todas las normativas de seguridad y su gran resistencia y inalterabilidad, junto con su facilidad de montaje y adaptación son la mejor solución, segura y económica.

 

Sistemas de barandillas que combina la durabilidad del aluminio con un diseño innovador.

 

De montaje sencillo y rápido asegura una gran seguridad y robustez.

 

Perfil pasamanos ergonómico.

 

Fácil mantenimiento, ya que no se oxidan y son igual de resistentes que las de hierro.

 

Posibilidades de montaje con barrotillos o con vidrios de seguridad laminados ya sea en mate o de diferentes colores.

BARANDILLA TRADICIONAL

 

Elemento de seguridad y a su vez de alta influencia decorativa fachadas.

Disponibilidad de distintos modelos de pasamanos.

Sujecciones a obra, resueltas mediante elementos  de fundición, estándar en el mercado (sobre suelos, canto forjado).

Utilizadas, tanto en balcones como en escaleras.

Diversidad de soluciones con barrotes, tanto verticales, como horizontales.

BARANDILLA CON VIDRIO

 

Posibilidad de decorar fachadas, gracias a la variedad de vidrios del mercado.

Sujetas a obra, mediante elementos diseñados para ello.

Fácil elaboración, colocación y mínimo mantenimiento.

Diversidad de formatos posibles (vidrio continuo, entre pilastras y con pinzas).

Las barandas (también llamadas barandillas) son una de esas partes de la casa sobre las que no se suele prestar una atención especial en general; sin embargo se trata de una estructura de seguridad pasiva importante: evitan accidentes potencialmente muy peligrosos si estas cedieran por el deterioro o si se diera el caso de que no hubiésemos tenido la precaución de colocarlas, como ocurre por ejemplo en algunas azoteas o detrás de grandes ventanales.

 

Además, en el caso de disponer de un toldo nos proveen de un buen punto de apoyo sobre el que plegarlo para conseguir un resguardo mayor de la terraza, en el caso de que se diera una potente ola de calor o un fuerte aguacero. Por no hablar, claro está, de la vistosidad que ofrece a un edificio el disponer de una hermosa baranda que le haga resaltar entre todo el conjunto de los edificios de alrededor, lo cual es un aspecto interesante si queremos hacer destacar nuestra vivienda ante los potenciales clientes en el caso de que estemos interesados en venderla.

 

Su necesidad de mantenimiento es nula si lo comparamos con las tradicionales de hierro o madera, ya que en el caso de las de hierro se corroen y hay que pintarlas cada pocos años. En las de madera hay que barnizarlas con asiduidad y tienen el riesgo de la podredumbre y las termitas. Además, su coste es mucho menor que el de una baranda de acero inoxidable. El aluminio es un material muy versátil y resistente ya que no se oxida y no hay que volverlo a pintar. Con las barandas de aluminio podemos hacer multitud de variantes aptas para todas las situaciones: ya sea con un aluminio de imitación madera para sustituir una antigua baranda de este material, con un tratamiento de anodizado para que sea más resistente a la intemperie en tonos plata o inox, con un color lacado a juego con el color de las ventanas o una baranda con cristales para embellecer y resguardar nuestra intimidad. En la baranda con cristales, elegiremos los laminados para mayor seguridad y podemos plantearnos utilizarlos de diferentes colores. Sirven igual tanto para exteriores como en el interior y encontraremos múltiples tipos de perfiles para una baranda moderna y actual o para una clásica.

 

Es importante que la baranda tenga una altura suficiente para que sea segura según nuestras necesidades y que si tenemos niños pequeños los barrotes estén los suficientemente cerca para evitar que se cuelen a través de ella.  A la hora de colocar la baranda, hemos de asegurarnos de que la pared  y el suelo sobre el que vamos a poner los puntos de sujeción esté en buenas condiciones para poder anclarla con firmeza, ya que como hemos dicho es un elemento de seguridad en la casa que así lo requiere para evitar accidentes. Además, en el caso de que esta cimbrease por el hecho de que fuese muy larga o tuviese que soportar tensiones muy fuertes (como puede suceder en el caso de que sujetemos un toldo a ella, haciendo un efecto de vela si sopla mucho viento) es recomendable poner puntos de apoyo adicionales el el suelo y en el techo (si lo hay) en forma de una barra vertical, lo que reforzaría convenientemente la estructura sin desmerecer en modo alguno el conjunto.

 

Si seguimos convenientemente estos pasos, podremos disponer en nuestro hogar de una baranda que lo hará mas seguro sin dejar de lado la estética.

PERFILERÍA

ACCESORIOS BARANDILLA CLÁSICA

ACCESORIOS BARANDILLA TONDO

Aluminios Garcilaso, S.C.P. | Calle Garcilaso, 194, 08027 Barcelona | Tel. y fax 93 340 32 23 | aluminiosgarcilaso@gmail.com

Website by Tonino